Los diez mandamientos que impone el sistema

Categoría: Guarureando |
215Amarás a este sistema por sobre todas las cosas
Esto desglosesé en :  Amarás trabajar mínimamente 8 horas diarias ,  para volver a retomar tu vida luego de 10 horas diarias de enriquecer a terceros con el pulcro sudor de tu frente.
Por esto también amarás ser explotado y expoliado.
Amarás ver crecer a tus hijos sin padres, porque amarás trabajar y trabajar,  para que solo te alcance para servirles 2 platos diarios de comida ( con suerte).
Amarás  regatear en las ferias,  pedir préstamos y tarjetas de crédito,  para poder pagar las cuotas de consumo necesario diario,  todas esas que el sistema tu dios, te plantea,  amarás pagar  cada elemento necesario para la supervivencia,  que la tierra brinda,  y el sistema administra ,  tu comida y la de tus hijos,  el agua,  la luz,  el transporte,  tu salud y la de tus hijos.
Amarás  todos los decretos que el sistema imponga,  de forma masiva e insistente, en temas sociales,  políticos;  También  sus definiciones de felicidad,  de amor, de libertad,  lo harás gozoso,  porque te harán sentir que no eres un esclavo,  que eres libre y feliz.
Los acatarás, los repetirás y vocearás  como un padre nuestro , como una autoflagelación,  que te recuerda sumisión,  y adormece tu razón y tu conciencia.

 

No tomarás el nombre del Sistema en vano
Cuando hables de sus reglas,  sus mandamientos,  sus prepotencias y sus estatutos.
Lo harás con plena concepción de formar parte de El , oveja sumisa que acata, aplaude y obedece.
No osarás criticar sus imposiciones, y o  rebatirlas,  pondrás todos tus esfuerzos en no pensar por ti mismo, porque Él,  sabiamente piensa por ti.
No intentarás salirte de Él, por tu bien, porque Él te aplastaría de un soplo,  por insurrecto ser pensante.
Santificarás las fiestas del Sistema
Celebrarás cada día santo,  cumpliendo cada una de sus reglas de festejo consumista.
En navidad; Olvidarás tu infelicidad y la de tus hijos,  comprarás a crédito los elementos de festejo ritual,  para ti y tu familia. Tendrás presente sonreir,  y levantárás la copa y brindarás por tu felicidad y la de  Él.
En fin de año; Suspirarás complacido del término de un año; y creerás enérgicamente que el año que viene será distinto; apostarás,  a trabajar mas horas diarias ( postergando mas vida diaria) para poder tener un “mejor año” donde puedas comer mejor tu y tus hijos,  y quizás darle a ellos ( tus hijos) la oportunidad de estudiar y prepararse,  para ( al igual que tú)  trabajar mas y mas,  para poder subsistir,  dentro de Él; para poder tener un techo donde resguardarse,  para comer diariamente,  y a la noche cansado de enriquecer arcas ajenas, darles un beso en la frente mientras duermen,  luego de un día de huerfandad y juegos.
En los feriados patrios;  alabarás a quienes en otras épocas pelearon contra El Sistema;  pero solo para darles las gracias por este día santo de descanso.
No oses tomar su ejemplo;  Él sistema ya se ha hecho cargo de ellos;  Y también ha escrito una historia,  que tus hijos aprenden en la escuela,  les a levantado una estatua,  que tu has ayudado a hacer con tus impuestos,  y de esta historia,  te ha quedado este día de libertad horaria;  Santifícala.
Honrarás a tu padre y a tu madre ( Capitalismo & Indiferencia)
Tu Padre El Capitalismo,  deberá ser honrado,  de forma sistemática y consecuente,  como una inercia de sumisión intacta que te mece en una cuna de  consumismo  masivo.
Y te impulsa cada día a trabajar más y vivir menos, para tener más y disfrutar menos.
Tu madre la indiferencia,  te mantendrá intacto de coherencia y de conciencia, libre de culpas y miedos,  de rebelión e inconformismo,  y de progresismo real . Sus suaves manos teñidas de sangre,  te vendarán los ojos dulcemente,  y cuando abras tu boca para gritar, sus pechos llenos de egoísmo sumiso,  taparán tu boca y te llenarán el estómago,  por unos minutos, hasta que vuelva a ennudarse tu garganta,  y retornes a su seno siempre listo.
Si pese a todo tuvieras cargos de conciencia,  y esta conciencia impune osara acosarte en las noches,  tu Padre el Capitalismo,  te venderá en módicas cuotas,  pastillas que te hagan dormir por las noches y sonreír en el día.
No Matarás
Tu no matarás;  no tienes ese derecho,  y es un mandamiento a obedecer;  de lo contrario te atendrás a las consecuencias;  incluída la muerte.
Pero eso sí,  debes festejar las matanzas de El Sistema;  Debes darle las gracias, y entenderlas.
Todas ellas;  la de los niños matados de hambre e indiferencia;  La de las bombas en nombre de Él,  para librarte de quienes piensan,  o tienen cosas que Él necesita,  para alimentarse y alimentarte.  Los verás como has aprendido,  como tan sólo un número estadístico en un mundo tan pero tan grande.
La de los matados para cerrar su boca, los que osaron querer abrir tus ojos,  y sacarte de Él.
La de los matados por enfermedad y carencia de esa salud;  que Él administra,  para sus hijos; No para todos.
La de los matados por el bien común;  los que resistieron y dijeron no! ;  los llamarás terroristas,  sostendrás que atentaron contra ti,  y no contra Él ;  y le darás las gracias a tu Padre,  por sacarlos del medio,  mediante tortura,  cárcel, bombas y muerte.
De los “terroristas” jamás leerás sus atentados rebeliónicos,  sus difamaciones a Él.
Te abstendrás de indagar también,  sobre todos sus oponentes y sus razones,  porque de lo contrario pasarás a ser uno de “ellos” y saldrás de debajo de el ala Protectora de tus Padres.
No cometerás actos impuros
Dígase todo acto impuro que hayas aprendido y heredado de Él.
Te atendrás a fornicar bajo las reglas posiciones y estatutos que el imponga,  dependiendo claro está,  de ubicación geográfica, religión, cultura etc. Porque El,  tiene diferentes estatutos en diversos lugares.
Te atendrás a toda ley regional,  o estatal . Y cada tantos años,  tendrás el privilegio electoral, de elegir representantes legales,  que lo representen,  y le obedezcan a Él,  tu lo votarás y mes a mes pagarás su sueldo,  uno que le permita vivir,  viajar,  criar a sus hijos,  educarlos y recrearlos,  como tu no puedes con los tuyos.
Adoptarás comportamientos de relacionamiento social,  tal y como Él lo ha impuesto en cada sociedad preestablecida,  por Él.
No hurtarás
En primer lugar y como ley primordial; A Él.
Léase esto: No dejarás de pagar cada impuesto,  cuenta estatal y préstamo,  de esos que necesitas para subsistir dentro de Él.
En cada uno de los aumentos consecutivos, en los cuáles debes sacar y sacar elementos básicos de tu canasta familiar, pensarás: Es el precio por estar bajo su protección Divina ; Acato, obedezco, agradezco.
En segundo lugar; a sus consentidos.
No osarás envidiar,  desear,  y menos que menos cuestionar,  las opulencias y riquezas ajenas.
No hurtarás nada; del que tiene de sobra;  del que ostenta,  porque deberás entender y aceptar,  que todos esos lujos son producto del trabajo dentro y para Él,  y por eso sus bendiciones.
Alábalo,  y esfuérzate con mas y mas trabajo duro.
No dirás falso testimonio ni mentirás
Jamás pensarás o hablarás en contra de Él,  y de lo que te ha enseñado.
Porque todo lo de fuera es en contra y es mentira;  Y debes saber que si no estás con Él, estás contra Él; Y los traidores pagan con muerte la mentira y la traición; Serías expulsado de su paraíso,  y estarías solo; Ya no con sus favores capitalistas de felicidad en gotas.
Tampoco mentirás en quejas,  contra Él, en reclamos,  no argumentarás,  en porcentajes lógicos de riqueza mundial por ejemplo,  ni en comparaciones entre tú,  y ellos,  entre posibilidades,  entre beneficios,  ni hablar de injusticias;  Es mentira;  Y tú no mentirás.
No consentirás pensamientos ni deseos impuros
Y esto viene de a dos partes;  dado la importancia del mandamiento.
En el sexto no harás actos impuros.
En el noveno,  se establece como diferencia importante,  que no tienes derecho a tener los pensamientos;  Es más,  ni siquiera a concebirlos.
Porque en el pensamiento,  nace todo cambio, toda insurrección,  todo planteo y replanteo.
Por eso ellos ni siquiera deben ser concebidos;  prográmate,  para no pensar;  No debatir,  no discutir,  no buscar,  ni cambios, ni salidas,  ni igualdades ni justicias.
Cuando veas que una pizca de libre pensamiento asoma;  Abórtala sin miramientos.
Porque es un mandamiento de Él.
No codiciarás los bienes ajenos
Importantísimo no codiciar lo que los demás tienen y tu careces.
Llámese bienes a : Cosas materiales,  educación paga y buena,  cultura , salud , tiempo libre ,etc.
Si tu codicias, acto seguido vendrán preguntas a revolucionar tu mente adormecida,  vendrán a tu cabeza palabras como:  Igualdad,  injusticia, ultrajo,  imperialismo,  dominio,  explotación.
Y pasarías a estar pecando y faltando ya así en varios de los mandamientos ya mencionados.
Por tanto,  cuando pases por restaurantes con tus hijos y ellos pidan merecer lo mismo que otros,  enséñales desde pequeños a no codiciar.
Cuando pretendan acceder ya de adolescentes a educación de calidad,  y no puedas dársela; Enséñales a no codiciar.
Cuando sufran de una enfermedad mortal y agónica,  y no puedas operarle o darle los medicamentos necesarios para que sobreviva,  o tenga un nivel mínimo de calidad de vida necesaria;  Enséñale en sus últimas horas de vida,  mientras te despides de el para siempre, que no codicie;  porque es un mandamiento,  y si no lo cumple,  se irá al infierno.

#liberenARodneyÁlvaez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.